Amigos de google.

miércoles, 3 de junio de 2015

El paseo





El paseo

    Hola. ¿De nuevo por aquí? — pregunté con alegría.
    Sí, he venido revoloteando, sin prisas —me contestó, haciendo un guiño.
    Voy a dar una vuelta, ¿te vienes?
    Claro, me voy contigo, zumbando — dijo sonriendo.
    ¡Mira qué maravilla de jardín!
    Precioso… ¡Vamos a tumbarnos sobre esas lilas!
    Magníficas… ¡Vamos! ¿Me dejas que te roce un poquito?— insinué, pícara.
    ¡Qué dices! Anda, apártate…
    Porfi…, déjame… sólo un poquito.
    Bueno, no sé, te dejo si luego te vas.
    Vale…Vale… — le contesté mientras sobaba su cuerpo.
    ¿Ya te vas?
    Claro, que sí, volando —La vida de una abeja es demasiado corta y prefiero viajar sola.

Inma Flores © 22.05.15 – Leer por leer.